Arce quedó en libertad esta tarde tras pagar una fianza de 500 mil pesos con dos propiedades, una de ellas la casaquinta del barrio El Remanso, donde mataron a su mujer.

José estaba detenido desde el 21 de abril de 2009 al ser imputado como autor intelectual del “homicidio calificado por el vínculo” de su esposa, Rosana Galliano. “En la cárcel me dediqué a estudiar la causa y a enseñar matemática e inglés”, comentó. Por otra parte, sostiene que no es lo que lo han calificado.

Al salir de la Unidad 41 de Campana declaró: “mi único pecado fue amar, adorar y cuidar a mi esposa” e insistió que es inocente. Arce volverá a vivir con su madre y sus dos hijos en su casa de Pilar.

Oscar Galliano, uno de los hermanos de Rosana, aseguró que “le están dando la excarcelación a un asesino” y que está preocupado por sus sobrinos. “Sale y vuelve a matar”, señaló.

El crimen de Rosana Galliano ocurrió la noche del 16 de enero de 2008, en en su casaquinta del barrio El Remanso, en Exaltación de la Cruz, mientras cenaba con su hermana Mónica. A las 22.50, recibió un llamado de Arce, su esposo, a su teléfono celular y, por tener poca señal, debió abandonar la casa, donde el asesino le disparó cuatro balazos.

Desde el comienzo, el fiscal Marcelo Pernici indicó que se trató de un crimen por encargo de Arce, ya que se estaban por divorciar. Su madre también fue detenida. Actualmente, se encuentra con una excarcelación extraordinaria.

Como supuesto autor material está detenido Gabriel Leguizamón, un mecánico, ya que la mayoría de las pruebas consisten en declaraciones de mujeres allegadas a él y a un proyectil y una vaina enterrados al lado de su casa.

Fuente: Telam

Anuncios