Para el periodismo argentino es un libro trascendental debido a la investigación documental y la develación de un suceso muy conocido, pero que su verdad se encontraba oculta. El escritor argentino Luis Beldi narra la historia del motín carcelario más sangriento originado en Semana Santa en 1996.

El motín de Sierra Chica es recordado como una de las historias carcelarias más importantes debido a su magnitud. Los presos tomaron diecisiete rehenes, incluida una jueza, mataron a ocho presos, de los cuales a siete los incineraron, y mantuvieron en tensión al país durante una semana.

En la obra “Los 12 Apóstoles” se reconstruye, a partir de distintas fuentes, paso a paso lo ocurrido, desde el perfil de los presos que participaron del acto como el plan del motín y su puesta en acción. Además, se muestra cómo es la vida en las cárceles argentinas; las costumbres de los presos, la utilización de drogas y bebidas alcohólicas y su producción en el penal; los significados de ciertos tatuajes; la visita de los familiares; la distribución de los pabellones, entre otras cosas.

Además, es considerado un punto de inflexión, en donde se rompieron todos los códigos carcelarios que regían hasta ese entonces, como retener a un médico que acababa de curar a un preso.

El autor se dedicó a entrevistar a distintas fuentes: “Para seducir a Jorge Pedraza, el jefe del motín en las primeras visitas le llevé artículos de tocador”. Sin embargo, luego cortó con esto, ya que lo único que conseguía de él eran historias superficiales. “Pedraza me llamó por teléfono y me preguntó que porque no iba. Le dije que estaba cansado de tomar mate y de que me mienta. Prometió decirme la verdad y a partir de un relato escalofriante apareció la historia en toda su dimensión y mi  necesidad de ampliarla entrando en los detalles más escabrosos de la vida en la cárcel”, explicó Beldi.

Luego se contactó con dos apóstoles más, Miguel Ángel Ruiz Dávalos y Ariel Acuña, el único libre y con otros testigos de la historia, como los rehenes, jueces, guardias y parientes de los presos. “Así, como un rompecabezas, casando los relatos y haciendo coincidir los días y las horas, armé la historia”, sintetizó.

Esto permitió una fidelidad de la información y una precisión de los diálogos. Incluso llegan a aparecer pensamientos que tuvieron los distintos personajes en las diversas situaciones a las que se enfrentaron. Se realizó un trabajo profundo con respecto a las fuentes y se puede observar a partir de la lectura el tiempo dedicado y la calidad de las distintas entrevistas. Además, sigue en contacto con algunos de los entrevistados: “Sigo visitando a algunos de los apóstoles que participan de las regalías del libro”.  De esta manera consiguió la verdadera historia y quiso darle una fuente de ingresos para que vivieran mejor una vez terminada su condena o para su familia.

Otro de los puntos importantes es que a partir del libro las personas que se encontraban dentro de Sierra Chica en ese momento se enteraron realmente de las cosas que sucedieron: “Uno de los jueces, Rocha Campos, me llamó para agradecerme porque se enteró por la novela que al refugiado Aquiles Maillet lo había matado el paisano Luján Ibarra, un preso que había declarado en el juicio como testigo. Sin embargo en el fallo culparon de esa muerte a los apóstoles. También supieron que Romero Almada era el famoso chacal de Mar del Plata, asesino de prostitutas y tantos detalles más. Creo que gracias a mi novela, el motín más sangriento de la historia carcelaria argentina no tiene más secretos.”, asegura Beldi.

Por otro lado, algunas personas que vivieron esa Semana Santa en Sierra Chica, aseguran que parecería que Beldi hubiera estado ahí en aquel momento, debido a la fidelidad de las descripciones de todas las acciones.

Además, los detalles de los lugares son muy específicos, ya que visitó el penal de Sierra Chica, al mismo tiempo que otras cárceles nombradas en el libro, en diversas ocasiones y pudo percibir las sensaciones del ambiente. “Mientras escribía los 12 apóstoles visite varios penales de la Provincia de Buenos Aires. Estuve en Ituzaingó que es muy nueva, en Olmos, la evangélica, en la U9 de la Plata. En Florencio Varela, en el penal de mujeres y en la 42 de hombres, etc. en todas tuve frío en verano y salí con dolor de cabeza. Nunca me voy a olvidar el olor rancio que quedó en mi ropa después de estar en algunos pabellones”, declaró el autor y agregó “allí el aire pesa y el olor te queda pegado”.

Tiene un estilo de escritura ameno, ya que a pesar de la temática fuerte que se propone, no es una lectura densa. Además, utiliza lenguaje específico, debido al uso de términos propios de la cárcel, pero con su significación.

Por otro lado, se agrega una infografía al principio del libro donde se muestra una maqueta de la cárcel de Sierra Chica y sus puntos más importantes como los diversos pabellones, la cocina, los muros, entre otros lugares donde se desarrollaron las acciones más trascendentales del motín. Así el lector puede ubicarse en la situación y hacer, junto a los presos, el recorrido de la masacre.

Luis Beldi nació el 29 de octubre de 1947 en Buenos Aires. Comenzó como periodista en el Economic Survey, y en la actualidad trabaja para el diario Ámbito Financiero, donde al principio escribía solamente acerca de economía y finanzas y luego toda clase de artículos, ya que no quería encasillarse en una sola área.

“Los 12 Apóstoles” es su primera novela en la que pudo mezclar sus dos pasiones: periodismo y literatura. “Matar, descuartizar, violar o cocinarla carne humana a los rehenes. Me interesaba más la vida de los Doce Apóstoles que la masacre”, expresa.

“Conocer la verdad de un tema que me apasionó desde el instante en que se amotinaron en semana santa de 1996. Me pregunté qué podía llevar a esos hombres a actos tan crueles. Imaginé rencores antiguos e historias que jamás se sabrían. El pacto de silencio que hubo entre ellos me alimentó más la necesidad de escribir la novela de la verdadera historia de los 12 apóstoles. Y me propuse averiguarla, no importa el tiempo que pasara”, manifiesta Beldi en referencia al objetivo de la investigación su libro.

Escrito para 3K Todo Noticias www.3ktodonoticias.com.ar

Anuncios